Único   catálogo   e-revistas   Web BUC  
Servicios | Formación | Guias y tutoriales

Cómo usar y analizar la web para estudiar

 

AL ESTUDIAR, LA WEB ES ÚTIL PARA ALGUNAS TAREAS

La World Wide Web, que tanto usamos en la vida cotidiana, también te puede servir a veces en la universidad para estudiar y aprender, al hacer tus trabajos, etc., siéndote útil para algunas tareas:WWW

  • Usar páginas y contenidos recomendados por el profesorado.
  • Consultar sitios y portales de reconocido valor como fuentes de información.
  • Localizar archivos o documentos previamente identificados y de confianza.
  • Enterarte sobre cuestiones de actualidad, noticias, información de las empresas o de la administración.
  • Orientarte someramente acerca de un tema, aproximarte a cuestiones o términos poco conocidos.
  • Buscar datos concretos: definiciones, fechas, nombres, fórmulas, direcciones, estadísticas, precios, etc.

AL USAR LA WEB TIENES QUE VALORAR Y ELEGIR

EVALUACIONLa web se basa en la libre comunicación y se caracteriza por su variedad: incluye sitios y recursos creados por agentes muy diversos con muy distintos fines. Cualquiera puede publicar información y en la mayoría de los casos, nadie revisa, controla o edita los resultados. Así que los contenidos son de muy diferente calidad, fialibilidad y rigor. Hay de todo... y nada está clasificado, ni organizado por su valor intelectual. Cuando buscas, sale todo mezclado, prácticamente.

Sin embargo, en la universidad tú necesitas conocimiento científico. Así que cuando uses información de internet para tus estudios tienes que seleccionar, filtrar bien: no te vale cualquier cosa. Eres tú quien tiene que valorar y juzgar, desarrollando y aplicando tu capacidad de análisis crítico, propio de la universidad y de tu futura profesion. Deberás elegir información fidedigna, solvente, actual, relevante, adecuada para tus estudios, trabajo o necesidad... Ten en cuenta las dos directrices siguientes.

1) UTILIZA CONTENIDOS WEB DE RECONOCIDA CONFIANZA

Para empezar te recomendamos , en general, que uses prioritariamente información y recursos fuera de toda sospecha, dignos de confianza en tu disciplina o área de conocimiento: sitios y contenidos:

  • Sugeridos expresamente por tus profesores, aisladamente o mediante las bibliografías recomentadas.
  • De universidades y centros de investigación, españoles o extranjeros, como UC, CSIC, IEO, CERN, etc.
  • De organismos públicos oficiales, nacionales o internacionales como INE, OCDE, ONU, OMS, UE, etc.
  • De portales y bases de datos cientificas como Dialnet, PubMed, ERIC, IEEE Xplore, JSTOR, etc.
  • De editoriales científicas y académicas prestigiosas como Springer, McGraw-Hill, Cambridge, Aranzadi, etc.
  • De instituciones culturales y científicas, museos, academias, archivos, bibliotecas, etc., como la RAE, etc.
  • De asociaciones cientificas, profesionales y empresariales relevantes, españolas o internacionales.

2) ANALIZA CRÍTICAMENTE LOS RESULTADOS DE LAS BÚSQUEDAS

Además de los anteriores tipos de sitios recomendados, cuando te enfrentes para tus estudios a una página o documento que hayas encontrado en la web, búscando en Google, etc., debes ser selectivo y crítico, analizando con un poco de calma, fijándote en estas diez pautas o criterios:

Criterios seleccionar webs

Revisados estos puntos, recapitula en una conclusión: ¿qué opinión te suscita la página, archivo o documento en cuestión? ¿Merece confianza, es fiable?. ¿Es apropiada para la universidad? ¿Es adecuada para tu necesidad? ¿Podrías usarla con garantias para estudiar, para aprender algo y rendir cuentas de ello en tu carrera? ¿Sería digna de ser citada en un trabajo académico? En caso de duda, no uses información poco solvente, busca mejor. También: consulta con tu profesor, pregunta en la Biblioteca.

14/01/2015